lunes, 21 de diciembre de 2009

Grandes liberales (II): Frederic Bastiat (1801-1850)


Economista francés, legislador y escritor, fue un auténtico paladín de la propiedad privada, el libre mercado y el gobierno limitado. Posiblemente sea el mejor divulgador que jamás haya tenido el libre mercado. La idea principal de la obra de Bastiat fue que el libre mercado era inherentemente una fuente de "armonía económica" entre los individuos, siempre que el gobierno se limitara a proteger las vidas, libertades y propiedad de los ciudadanos.

Posiblemente la idea de Bastiat que más ha permanecido es la que explicó con la falacia de la ventana rota, y que consiste en que para determinar si una medida es buena o mala, han de mirarse sus consecuencias a largo plazo para toda la población, y no sólo las que tienen lugar a corto plazo para una parte de la misma. La falacia consiste en pensar que un niño que rompe jugando el vidrio de una tienda está realizando una acción buena para la economía, pues el dueño de la misma deberá gastarse un dinero en reemplazarlo, dando empleo al cristalero, el cual a su vez con el dinero recibido dará empleo a otros, etc. Sin embargo, esa línea de pensamiento no tiene en cuenta que, de no haber tenido el cristal roto, el tendero hubiese gastado su dinero en otra cosa, con lo que al final habría servido para dar empleo a otros que, además, habrían producido cosas nuevas y no una reconstrucción de algo que ya había antes. Esta falacia se ha repetido después en los economistas que consideran que una guerra es buena para la economía de un país.


PRINCIPALES CITAS:

"Cuando la ley y la moral se contradicen una a otra, el ciudadano confronta la cruel alternativa de perder su sentido moral o perder su respeto por la ley".

"El estado es la gran ficción a través de la cual todo el mundo trata de vivir a costa de todos los demás".

"En la guerra, el fuerte se impone al débil; en los negocios, el fuerte imparte fortaleza al débil".

"La gente empieza a darse cuenta de que el aparato del gobierno es costoso. Lo que aún no ven es que el peso recae sobre ellos".

"La vida, la libertad y la propiedad no existen por razón de leyes hechas por el hombre. Por el contrario, el hecho es que la vida, la libertad y la propiedad existen con anterioridad a aquello que hizo a los hombres hacer leyes por primera vez".

"Los planes difieren, los planificadores son todos iguales".

"Si (como piensan los socialistas) la tendencia natural de los seres humanos es tan mala que no resulta seguro permitir la libertad de la gente, ¿cómo es que la tendencia de estos organizadores es siempre tan buena?".

"Si las mercancías no pueden cruzar las fronteras, lo harán los soldados".



RELACIONADOS:

El Estado
Por Frédéric Bastiat (1801-1850)
Traducido por Alex Montero
liberalismo.org



La falacia de la ventana rota
Por Frederic Bastiat
El Cato.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada